Tokio 2020: un nuevo reto para Japón

Colaboración de Francisco Javier Serra Navarro1

 

El año 2020 será muy especial para Tokio. El pasado mes de septiembre de 2013, en la ciudad de Buenos Aires, la capital japonesa fue elegida para organizar los XXXIII Juegos Olímpicos, a celebrarse del 24 de julio al 9 de agosto. Con ello, Tokio se convertirá en la cuarta ciudad del continente asiático en ser anfitriona de los juegos.

 

Dura competencia

Ahora bien, ganar la organización de los Juegos Olímpicos no fue nada sencillo. Tokio se enfrentó a dos grandes capitales mundiales: Madrid y Estambul. La capital española ofrecía un plan austero para los Juegos que fuera acorde a su crisis económica, mientras que Estambul tenía a su favor que serían los primeros Juegos Olímpicos realizados tanto en Asia como en Europa. Además, Tokio lucía desfavorecida por los lamentables hechos ocurridos en la central nuclear de Fukushima en 2011. 

Sin embargo, Japón siempre ha sacado el mejor provecho de los eventos que se presentan a su alrededor. Tal como el primer ministro de ese país, Shinzo Abe, señaló durante la presentación de la candidatura de la capital japonesa  como sede olímpica “Tokio es una de las ciudades más seguras del mundo, ahora y en el 2020. Algunos estarán preocupados por Fukushima, pero la situación está bajo control. No ha tenido nunca ni tendrá impacto sobre Tokio2 . Así, la seguridad económica y política que Japón podía brindar a los asistentes en los juegos, hicieron que, después de dos rondas de votaciones, Japón se consagrara como vencedor y como nueva sede para los trigésimo terceros Juegos Olímpicos. 

 

Tokio 1964: el recuerdo latente. 

Esta no será la primera vez que Tokio organice la máxima justa deportiva, y es que en 1964 la capital japonesa albergó los Juegos Olímpicos, dos décadas después de que la Segunda Guerra Mundial devastará a la sociedad japonesa, con grandes bajas físicas y económicas; el estallido de las bombas nucleares en Hiroshima y Nagasaki, que costó la vida de miles de personas, derrumbó el ánimo japonés. No obstante, a pesar de los oscuros y recientes hechos, los Juegos Olímpicos, como han hecho otros países, debían demostrarle al mundo que Japón había regresado como una nación moderna, pacífica y abierta al mundo.

 

Deporte nacional Judo. Expectación enorme por la final entre Holanda y Japón. Esperanzas en Japón. Pierde pero a pesar de esto, se levanta.

 

En este contexto, la sociedad de ese país estaba ávida de triunfos y el judo, disciplina japonesa incluida por primera vez en esos Juegos, sería fundamental para demostrar la fortaleza, en especial espiritual, del Japón. Como Ian Buruma describe en su obra ‘La creación de Japón, 1853-1964’3 , el judo es el deporte nacional en el que vence el más hábil y no el más fuerte y mostrará “la superioridad de la cultura japonesa y del espíritu japonés”. Así pues, todas las esperanzas japonesas estaban depositadas en Kaminaga Akio, quien era amplio favorito para derrotar al holandés Anton Geesink.

 

Sin embargo, después de una dura batalla, el holandés Geesink había ganado. Occidente se había sobrepuesto a Japón. Empero, en un acto leal y gallardo, el holandés se acercó a Kaminaga para despedirse de él y agradecerle por la pelea, lo que el público japonés aplaudió como si el triunfo hubiera sido propio. En virtud de lo anterior, Buruma identifica el evento como una cualidad que Japón ha manifestado a lo largo de la historia: el talento para sacar el mejor partido de la derrota.4 

 

A manera de conclusión cabe señalar que la mentalidad de la sociedad japonesa es envidiable. Cuando una derrota se les presenta, parece que no buscan al culpable, sino cómo pueden revertir los daños y aprender de ellos. Un “arma” que utilizan para resolver sus problemas con tranquilidad y sin incrementar los daños recibidos. Un aspecto que invita a la reflexión en nuestro país. 

 

 

1 Estudiante de la Licenciatura en Relaciones Internacionales del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Occidente (ITESO). Correo: panchosn_92@hotmail.com 

 

2 Leza, German (2013), ‘Tokio ganó la sede de los Juegos Olímpicos 2020 en una histórica Asamblea en Buenos Aires’, Cancha llena, Más Deportes, (Septiembre 7, 2013), disponible en http://canchallena.lanacion.com.ar/1617821-juegos-olimpicos-2020-estambul-tokio-madrid-asamblea-del-coi-buenos-aires. (Consultado julio 3, 2014). 

 

3 Buruma, Ian (2003), La creación de Japón, 1853-1964, Londres: Mondadori. 

 

4 Buruma, Ian (2003), La creación de Japón, 1853-1964, Londres: Mondadori.